martes, 15 de mayo de 2012

Segunda fase del duelo por una ruptura: Negación

La siguiente fase del duelo por una ruptura que voy a describir es la Negación. Como ya comenté en la anterior entrada se puede aplicar a todas las tipologías de duelo pero yo lo enfoco un poco hacia el duelo amoroso.

La negación implica que la persona es incapaz de aceptar que la relación ha terminado, sucede lo mismo con la muerte de un ser querido, con la incapacidad de aceptación de una nueva situación derivada de un accidente o crisis, etc.


La persona no acepta la realidad tal y como es e intenta engañarse a sí misma haciéndose creer que no está ocurriendo, incluso se puede dar que la persona, con el fin de evadir lo sucedido, no le cuente a nadie lo que ha pasado con la esperanza de que no sea más que una pesadilla.
Desgraciadamente hay personas que pueden sufrir esta fase del duelo durante mucho tiempo, incluso años, con la esperanza de recuperar lo perdido, por ello debe ser superada lo antes posible, aceptando la realidad y haciéndola frente. Como yo estaréis pensando todos la teoría parece muy fácil pero hay que pasarlo.

Por otro lado es una fase muy necesaria ya que nos permite ir aceptando poco a poco la perdida, se puede decir que de alguna manera nos ayuda a amortiguar el golpe y que no sea demoledor, es una defensa que el propio cuerpo produce.

Buscando información he encontrado una frase que describe muy bien lo que intento explicar y lo que yo siento en esta fase del duelo: " No podemos mirar al sol tanto tiempo". Por mucho que quieras ver la realidad y todas las personas de tu alrededor te empujen a ello no puedes mirarla más que unos segundos al día y de vez en cuando porque es demasiado dolorosa para mirarla todo el tiempo.


Supongo que con el tiempo, siguiendo la metáfora, los ojos se acostumbrarán a mirar el sol. Yo a día de hoy solo lo miro a ratitos, lo que quiere decir que sigo en esta fase del duelo por una ruptura.

Espero que os resulte interesante, cualquier duda, comentario o sugerencia me lo escribís abajo que ya sabéis que me gusta mucho.

6 comentarios:

Janire López dijo...

Poco a poco hay que ir poniendose las gafas de sol ;-D !! Me sorprende lo equiparable de las fases del duelo amoroso al duelo por la pérdida de un ser querido... Pero supongo que no será así en todas las fases porque se siente rabia hacia un ser querido que ha fallecido? Seguiremos atentos a como siguen las fases del duelo...

Anónimo dijo...

Me gusta la frase que has encontrado. Das en el clavo. Estoy con Jan, unas buenas gafas de sol!! Itzi

leire dijo...

Muy buena iniciativa la del blog, Leire!
Y muy-muy valiente!
Dudo mucho que yo me atreviese a querer entender mis sentimientos de esta manera y, menos aún, a contárselos al mundo.
Me resulta de lo más interesante y estoy segura de que puede servir de ayuda a muchos. Ya tienes una seguidora más!

Gafas de sol para ir mirándolo poco a poco, que aunque queme, también nos alegra la vida (y nos pone morenitos)!

Patri dijo...

Por fin lo he conseguido, Lei!!!
Estoy dentro.
Sigue así, que en la vida con tiempo casi todo tiene solución y aunque ahora todo está mal si miras hacia atrás, solo un mes atrás, verás que algo ya has avanzado, verdad? Y así seguirá.
Un abrazo enorme, eres una valiente!!!
Patri.

Anónimo dijo...

Buen artículo! Me gusta mucho la línea que estás siguiendo de explicar las diferentes fases. Espero la siguiente entrada!!

idotxu dijo...

Que bonita entrada lei!!me ha gustado mucho la metafora que has escogido, sobre todo porque como bien dices poco a poco los ojos se van acostumbrando y podemos mirar de frente y reirnos del sol!!

Un besote gordi!este finde no he podido ir porque me han liado en el curro pero en cuanto pueda quedamos!!